Fotógrafo autista una inspiración para muchos jóvenes

Un fotógrafo autista de 22 años ha resultado ser una inspiración para otros jóvenes con necesidades especiales a través de sus fotografías mientras se prepara para publicar su primer libro.

El joven inglés, Alfie Bowen, de East Anglia, quien posee un gran amor por los animales, se dedicó desde hace varios años a fotografiarlos.

Su vida como autista

Bowen creció con muchos problemas debido a su autismo, ya que desde pequeño se sintió apartado de sus amigos, y sufrió de “bulling” tanto en la escuela como en la universidad. Realmente fue una adolescencia traumática, siendo la secundaria el período más difícil de su vida.

Alfie fue diagnosticado Autista en el 2009, cuando apenas entraba en la adolescencia, dándose cuenta de lo completamente diferente que era de los otros niños y de lo sólo que solía estar dándose cuenta de que estaría por el resto de su vida atrapado e identificado como autista.

Alfie tenía una obsesión por los animales, lo que hacía que constantemente hablase de ellos, lo que otros chicos de su edad no entendían, ni tampoco sus maestros, así que para sentirse menos sólo, trató de desarrollar interés en temas “normales” que le atraían a los adolescentes.

Sin embargo, eso no ayudó, ya que llegaba estresado, hablando de cosas que no le interesaban y era aún más rechazado.

Ese rechazo provocó graves problemas, con varios intentos de suicidios, Alfie era una persona rota.

Después de esto, su madre dedicó meses de arduo trabajo y lanzó múltiples batallas legales para obtener fondos de las autoridades locales para una escuela privada para necesidades especiales, Center Academy East Anglia.

Por esta época, comenzó a tomar fotos con la cámara compacta Lumix de su madre Claire en el zoológico local como una forma de encontrar otra salida para su “obsesión por los animales”.

En la escuela privada prosperó, saliendo con ofertas incondicionales de cinco universidades. Sin embargo, después de tres semanas de acoso implacable en la Universidad de Middlesex, se fue con psicosis.

Decidió tomarse un tiempo, y lanzar tu negocio y carrera fotográfica a tiempo completo y no ha parado, al igual que un cerrajero, que se toma las cosas con calma, para hacer un buen trabajo.

Y ahora sus fotos se venden por £ 2,000 y su libro debut, “Wild World | Nature Through An Autistic Eye ” (Mundo Salvaje, la Naturaleza a través del Ojo Autista) será publicado por ACC Art Books en septiembre del próximo año.

Una inspiración para otros

Otros niños con autismo admiran a Alfie ya que uno de sus trabajos es animarlos e iniciarlos a la fotografía.

Estos niños y adolescentes ahora han tomado algunas fotos impresionantes, desde gotas de lluvia y mariquitas hasta cochinillas y libélulas.

Un padre dijo que su hijo está «absolutamente asombrado» por Alfie, quien le ha dado muchas esperanzas de lo que puede lograr.

Más allá de su libro, se ha unido recientemente a Castle Fine Art, la red de editoriales y galerías de bellas artes más grandes del Reino Unido, y su primera colección se lanzará en 40 galerías en primavera.

«Es bastante surrealista sentarse y pensar en lo lejos que he llegado en solo cinco años», dijo Alfie.

Nunca subestimes a una persona autista.